Pesca

El Gobierno nacional cerró el proceso de investigación por pesca ilegal en Malvinas relacionado con la empresa Pesantar

El Gobierno nacional cerró el proceso de investigación por pesca ilegal en Malvinas relacionado con la empresa Pesantar

 En diciembre de 2014, Juan Benegas había realizado la denuncia y aportado pruebas sobre la relación de esa empresa con el Grupo empresario japonés Nissui, que había pescado en las aguas nacionales con una licencia del gobierno de ocupación ilegal de las Islas. Luego de casi 4 años el Estado Nacional decidió declarar abstracto el procedimiento y librar de sanciones al Grupo Newsan, que compró la empresa infractora el 13 de enero de 2015.
El 22 de diciembre de 2014 un ex empleado de Pesantar, Juan Benegas, presentó formalmente una denuncia ante la Subsecretaría de Pesca de la Nación en la que informaba que su empleador formaba parte del Grupo empresario japonés Nissui y que otra empresa del Grupo radicada en Chile, Endepez, tenía relación con el gobierno de ocupación de Malvinas, del que había obtenido una licencia de pesca. Como prueba, Benegas presentó un mail que por error había caído en sus manos y certificaba sus dichos. Esta situación representaba una infracción a la Ley Federal de Pesca por parte de la firma Pesantar que, de corroborarse, tendrían graves consecuencias.
A los pocos días, el 13 de enero de 2015, el Grupo Newsan compró Pesantar y desde entonces la posibilidad de mantener el permiso del único barco de la firma, el Echizén Marú, como así también su importante cuota de merluza negra, se encontraba supeditada a la resolución del sumario. Newsan siempre sostuvo ser comprador de buena fe y desconocer la existencia del sumario al momento de adquirir la empresa. Sin embargo el 6 de enero la denuncia de Benegas ya había tomado estado público y ocupaba páginas en los principales diarios del país.
En los primeros 8 meses del proceso administrativo se comprobó la existencia de la infracción, la relación de Nissui con Pesantar hasta el 9 de enero de 2015 y la actividad pesquera del barco Unión Sur de la chilena Endepes, en aguas argentina bajo dominio inglés. En abril de 2016 los infractores se allanaron reconociendo su culpabilidad y pagaron una multa de 7 millones de pesos, acto que fue festejado por el Gobierno nacional que seguía sin resolver la cuestión de fondo.
Ya a fines de 2015 el dictamen estaba listo para la firma del Secretario, pero los sucesivos funcionarios que pasaron por el cargo fueron dilatando la resolución y recién el 17 de agosto de este año el secretario Guillermo Bernaudo dio por finalizado el proceso, declarándolo abstracto, considerando que ya no tenía sentido sancionar a la empresa dado que había cambiado de dueños, y decidió no aplicar las sanciones que le hubieran correspondido por considerar que eran desmedidas y arbitrarias. Fuente: sur54



Enviar la Noticia a un Amigo

Recomendar a un Amigo




Newsletter